Cargando ...

Anda a Cascala!!!!

Así son las cosas y así te las he contado

1

Hundra arton åtta hundra

Hoy os voy a presentar el 118-88 sueco.

Imagino que conoceréis el español, es un número de información telefónica, y su anuncio son unos cuantos moñigotes haciendo el canelo. También había un anuncio de otro número que no recuerdo exactamente (acaba en 11) en el que salían unos cuantos personajes con pelo a lo afro. ¿Os acordáis?

Pues los suecos, en su afán por ser finos europeos, con pelos engominados hacia atrás y pantalones de pitillo, son mucho más sensuales en sus anuncios. Veámoslo, os lo pongo con letra y todo para que no os quejéis 😀 Aunque si sois observadores veréis que en la imagen del video está casi todo.



 

Hundra arton, åtta hundra

Superbillig nummerupplysning

via telefon och sms

 

Esto viene a querer decir algo como:

118 800, consulta de teléfonos super barata, por teléfono y sms.

Ale, ya podéis disfrutar de una candidata a la canción del verano, mejor que el Chiqui Chiqui.

Y au 😀

PS: D1 C#1 B C#1 B A B A G F# A … Ahora sé que puedes oírlo (mooning)

 

 

 

 

0

Svenska potorren en T-Centralen

Resumiendo:

No me iré de mi Erasmus sin fardar de haber visto un «svenska potorren». Y diré más… poca gente presumirá de haberlo visto gracias a que su novia le haya avisado:-D

Y ahora es cuando os lo explico:

La bella doctora ha venido unos días a verme, algo comenté en el post anterior. Hasta aquí nada nuevo. El caso es que después de ver un palacio bastante cuco, hemos ido a coger un tren de cercanías para ir a Sundbyberg, que es donde vivo.

Esperando en el andén, la bella doctora ha dicho algo como:

– Ojo, pedazo de sueca.

Ante una afirmación así, lo único que he podido hacer es mirar, y he visto a una rubia, con… ¿cómo decirlo? Claramente, unas teticas bastante majas, rubia, un culo redondo y vestido MUY corto. Para que os hagáis a la idea, tan corto que sólo le llegaba hasta donde acaba el culo. Nada más.

Esto hubiera quedado en anécdota de «mira qué rubia» si no fuera porque, estando a 5 metros de nosotros, se ha levantado la falda. No sé qué pretendía, tal vez colocársela bien, o tal vez que viera lo que llevaba debajo. Enigüei,  la cuestión es que, llevando una falda tan corta, cualquier movimiento de escasos centímetros significa exhibición inevitable. Y en este caso, nuestra amiga NO LLEVABA NADA DEBAJO. Así que le he visto lo que viene a llamarse el potorrico, o en sueco, potorren. Chichi sueco, depiladico al cero, oye… JAJAJAJAJAJ.

Mi bella acompañante no lo ha visto. Y la verdad, me alegro mucho. Únicamente porque sé lo que hubiera pasado. Hubiera soltado una carcajada tan grande que la rubia se hubiera puesto más colorada que su vestido.

Así ha sido, ha sido así. Sin comerlo ni beberlo, ¡ALA! ¡Sorpresa autóctona!

Para otro día queda pendiente que os enseñe cómo se anuncian los números de información telefónica aquí en Rivendel, tierra de rubias.

Pero ahora toca dormir, que mañana ha de cundir.

Y au! 😀

 

 

2

JNE 750

Estos días voy a tener muchas visitas. Mis padres primero, la bella doctora después y mi hermano con su señora esposa a finales de mes, van a alegrarme un poco el fin de mi estancia en Rinvendel, tierra de rubias.

Pero no es eso de lo que quería hablaros en esta ocasión.

Acompañando a mis padres al hotel donde se alojan, he visto un coche cuya matrícula me ha arrancado una sonrisa, y que hoy recibe el premio a La Foto de la Semana.

Va dedicada a mis queridos frikoides Cepesianos, que hace algunos añitos sufrimos juntos a «Mequemao».

Sin más, os dejo con ella.



Otro día os cuento cosillas, que ahora toca cenar.

Y au! 😀

PS:  Te espero, justo ahí detrás … (eh)

1

Isle of tune, «música paisajística»

Hoy os presento una aplicación curiosa que he encontrado gracias a una muchacha brasileña de muy buen ver que vive en mi edificio. Hay quien diría que perdería el michelín de abajo con ella a empujones, pero eso es otro tema que hoy no toca :-D.

Así que os cuento de qué va la historia, ¿vale?

Tu tienes una islita (un cacho de cesped, vaya), donde puedes  poner tus carreteras, árboles, casitas, farolas… Cada uno de esos elementos que vas colocando tiene asociado un sonido, duración y demás.

Por último, hay unos coches que se van moviendo por tu isla a ritmo constante. Por cada uno de los elementos que has ido colocando, reproducen su sonido asociado cuando pasan por él, y lo que resulta es «música». Puedes crear tu canción, y enviarla a tus amigos del CaraLibro o de cualquier otra red social.

Me recuerda al viejo juego «Music» para PlayStation al que yo jugaba hace cosa de 8 años o así, pero en versión actual, y más limitada, claro.

No sé muy bien cómo explicar esto, de modo que si queréis ver a lo que me refiero, echad un vistazo a este:

http://isleoftune.com/?id=819

Pues nada, después de este breve inciso, toca hacerse la cena, e ir a dormir, que hoy estoy ¡muerrrrrrrto!

Y au! 😀

PS: Tengo un campo de flores para ti

2

Los días se alargan en Sundbyberg

Hace unos meses, os contaba que cada vez se los días se hacían cada vez más cortos aquí. Parece que ayer y ya hace muchos meses de eso. Y así, de la noche a la mañana (from de nait tu de mornin, que se dice en inglés), nos hemos plantado en abril.

Abril… sí. Cuando llegué me parecía que tenía todo un siglo aquí, y a lo que me doy cuenta me quedan 2 meses para volver a España. Empieza a hacer «calor», a las 7 de la tarde todavía hay luz, la nieve ya se está deshaciendo, y nieva muy pocos días, a modo de últimos coletazos invernales.

Por lo pronto, y hasta que el señor Frilander me joda y me diga que he pencado el último examen de la carrera (esperamos que no), estoy contento. No tengo más asignaturas, así que puedo dedicarme  en cuerpo y alma al proyecto de fin de carrera. Bueno, a eso y a viajar todo lo que pueda, a pegarme las fiestas que mi hígado me permita, y todas esas cosas que molan.

Realmente, igual que cuando os conté que los días acortaban, no tengo mucho que contar. Pero después de toda la tarde leyendo formulitas, y habiendo conseguido cumplir mis retos semanales en día y medio, me apetecía escribir aquí.

/* Frikada al canto, podéis saltarlo si queréis 😀 */



¿Sabéis lo que dice mi programa cuando ejecuta eso? Dice que las dos palabras «AxxxxxxxxxB» tienen un grado de relación entre ellas del 100% 😀 Increíble, ¿eh? Pronto mi cacharrín (¡¡MARRANOS, ESO NO!!) se pondrá a analizar blogs. Más majico él

/* Ale, fin de la frikada, aquí soy persona normal */

Pues eso, con la satisfacción de unos días provechosos, ahora me voy a echar un calimochillo para celebrarlo.

Y au! 😀

PS: Todas todas no… pero todo llegará 😀